Jueves 09.12.2021
Actualizado hace 10min.
TEMAS

    Acciones para la seguridad en los espejos de agua

    La Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial editará el Manual del Conductor Náutico, presentará el Sistema Digital del Registro de Embarcaciones y realizará capacitaciones e incremento de tareas de prevención y fiscalización.

    COMPARTÍ ESTA NOTA

    La Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial editará un manual para el conductor náutico que contiene requisitos e instrucciones para rendir el examen de conductor de embarcaciones. Este instrumento fue elaborado con adaptaciones legales coherente con las exigencias nacionales, pero atendiendo a las características de nuestros espejos de agua.

    Paralelamente, y como parte de un programa continuo de capacitación del recurso humano de la División Náutica, en enero se realizó una capacitación al personal afectado al embalse Potrerillos. Se focalizó en clarificar las funciones y conocimientos de herramientas conceptuales y prácticas, para facilitar las nuevas exigencias para conducir embarcaciones y así optimizar las tareas de prevención y fiscalización que se llevan adelante.

    Sistema Digital de Registro de Embarcaciones

    La actividad náutica en Mendoza se ha incrementado notablemente durante los últimos años, con un registro actual que supera las 20.000 embarcaciones. Por esta razón, la Secretaría de Ambiente viene implementando una serie de acciones para adecuar la administración de la Náutica a la realidad del siglo XXI, adecuando un sistema digital del Registro de Embarcaciones que viene funcionando desde hace más de un año y medio y que ha optimizado el tiempo de realización de muchos trámites.

    La promoción de las actividades náuticas compatibles con el cuidado del medio acuático instrumentando la excepción del Pago de la Matricula anual de los kayaks, medida que ha sido muy bien recibida por los mendocinos, ya que por ejemplo más del 60 % de las embarcaciones registradas en 2017 fueron kayaks.

    Este incremento en la matricula también significa un cambio tecnológico de la actividad, por lo cual los ejes de la actual política de administración y manejo de la náutica se sustentan sobre la prevención y seguridad de los usuarios.

    Actualización de multas

    Entre las acciones implementadas, este año se ha actualizado el valor de las multas de náutica, ya que lamentablemente, muchas faltas en materia de náutica significan poner en riesgo la vida de las personas, tanto la propia como de vidas ajenas. Adecuar los montos de las multas, no como una medida recaudatoria sino preventiva que afectará el bolsillo solamente de aquellos usuarios que no actúan con educación náutica o respeto a las normas.

    La multas máxima en materia de náutica hasta 2017 era de $1.200. Ese monto fue modificado siendo la multa mínima para 2018 de $2.625, y la multa máxima, de $ 175.000.

    Entre las multas más frecuentes, y por ello no menos graves, figuran: navegar sin chaleco salvavidas colocado, no respetar la velocidad de ingreso y egreso a las bahías, la cual debe ser a velocidad reducida al mínimo sin hacer ola, la falta de documentación (seguro, título, tasa anual al día), conducir sin licencia habilitante, transportar más personas que las permitidas, no respetar los derechos de paso y la falta de elementos de seguridad, entre otras.