Lunes 22.10.2018
Actualizado hace 10min.
TEMAS

    Posibles casos de grooming se investigan en Mendoza

    La especialista en derecho informático Bárbara Peñaloza, afirmó que no hay estadísticas locales al respecto pero sí se están investigando varios casos.

    COMPARTÍ ESTA NOTA

    El grooming es una patología que nació con la tecnología, es un delito que siempre debe ser denunciado porque es un abuso sexual, se diferencia en que comienza utilizando la tecnología. Se inicia cuando un adulto contacta a un chico o adolescente y trata de engañarlo para lograr un contacto sexual. Este proceso puede gestarse de distintas formas, con videos o fotos de alto contenido erótico que este adulto muestra o le requiere a ese chico. El objetivo de esto es justamente producir el contacto sexual.

    Bárbara Peñaloza es abogada especialista en derecho informático e integrante de la ONG Conciencia en red. La profesional afirmó que no existen datos estadísticos en la provincia de Mendoza, “si se han judicializado al menos 25 casos que están siendo investigados para comprobar si se trata o no de casos de grooming”.



    Por otro lado un dato importante que tiene que ver con la falta de estadísticas, es la falta de conocimiento de este delito, ya que “en una encuesta realizada en una escuela, con 30 niños, sólo dos sabían lo que significaba la palabra. Es decir hay un fuerte desconocimiento del delito. Cuando les hemos comentado sobre las características del grooming, muchos chicos nos han dicho que algo así les ha pasado y que sí han tenido experiencias relacionadas con esto”.

    El grooming es un delito que surge con la irrupción de la tecnología, ataca a los miembros más vulnerables de la sociedad que son justamente los niños y adolescentes. “Por eso es importante la campaña que se está llevando adelante desde la Legislatura de Mendoza, sostuvo Peñaloza, para quienes no conocen del tema y están muy expuestos. Los papás también deben educarse y luego educar a sus hijos sobre el uso responsable y consciente, que remarquen la necesidad de la preservación de la imagen”.

    Es importante saber que la figura de grooming fue incorporado al Código Penal Argentino a fines de 2013. Se puede encontrar en el artículo 131en donde se  estipula prisión de 6 meses a 4 años para "el que, por medio de comunicaciones electrónicas, telecomunicaciones o cualquier otra tecnología de transmisión de datos, contactare a una persona menor de edad, con el propósito de cometer cualquier delito contra la integridad sexual de la misma".