Lunes 21.10.2019
Actualizado hace 10min.
TEMAS

    Reglas e información en Marketing

    El marketing no es sólo para los  espacios impresos y comenzaron a explorar los caminos de la web se ha desarrollado una profunda transformación en las maneras de mostrar sus contenidos.

     
    foto: www.merca20.com
    COMPARTÍ ESTA NOTA

    Los formatos informativos han llegado más allá de los tradicionales reportajes, crónicas, entrevistas o espacios de opinión y han incorporado géneros que, si bien ya existían, no tenían los niveles de audiencias, de uso, ni de aceptación que hoy alcanzan.

    Uno de ellos es la infografía, formato que por sus características y cualidades particulares ha podido integrarse a las plataformas web con un éxito relevante y ello se debe a sus características generales.

    Un género sintético y efectivo
    Gran parte del éxito de una infografía radica en su efectividad para sintetizar en breves palabras y con imágenes consistentes una amplia variedad de tópicos. La extensión del texto se adapta a las necesidades del espacio visual que hay disponible y junto con las imágenes desarrolla conceptos muy puntuales.

    Las imágenes, por su parte, describen ideas muy precisas por medio de pictogramas, ideogramas y otros formatos gráfico que se caracterizan por su simpleza visual y su consistencia conceptual.

    Para el lector, la infografía resulta ser un formato muy efectivo que le proporciona conocimientos, le orienta acerca de temas de interés común y le informa acerca de algún hecho relevante de una manera sencilla y sin contratiempos.

    La dificultad de una infografía estriba más bien en su elaboración y el esfuerzo sintético recae más bien en quienes desarrollan este tipo de formatos. En esta labor se conjunta el trabajo creativo de redactores y diseñadores y en muchas ocasiones la responsabilidad puede recaer en sólo uno de los miembros, quien deberá desarrollar sus habilidades para trazar un discurso consistente por medio de la imagen y la palabra.

    Diferentes infografías
    Las temáticas que se abordan en las infografías son tan variadas como diversa puede ser la organización visual de este género informativo:

    Secuencial: propone un camino visual y conceptual que permite entender, paso a paso, algún hecho o tema. Por ejemplo, puede describir un hecho histórico de manera cronológica o describir los pasos para la elaboración de un producto.

    Característica: Sirve para describir las cualidades o características de algún producto o sujeto a través de conceptos breves que lo describen visual y verbalmente.

    Estadística: Describe las características del objeto de análisis por medio de numeralias y gráficos que están sustentados en algún estudio estadístico formal, el cual le confiere al documento autoridad y certeza.

    Biográfica: Describe la vida y obra de algún personaje que ha adquirido relevancia y coloca hechos ocurridos durante la vida de esta persona.

    Pero con base en su finalidad a un formato como la infografía también se le puede clasificar de la siguiente manera:

    Proyectos: presentan los lineamientos generales, objetivos y desarrollo de algún proyecto que es `presentado al interior de una empresa u organización.

    Publicidad: este tipo de contenidos suele puede estar patrocinado para su elaboración y divulgación por alguna marca y suele presentar las características y bondades de algún producto, por ejemplo.

    Corporativa: presenta datos e información referente a alguna compañía, la cual por general es la encargada de presentarla. Presenta la identidad visual de dicha empresa.

    Didáctica: su principal finalidad es la enseñanza o transmisión de conocimientos que van desde comprender algún fenómeno o hecho científico o hasta utilizar algún producto.

    Informativa: revela detalles acerca de algún tema coyuntural de interés público y aporta elementos sintéticos para su crónica diaria y su comprensión.

    Fuente: www.merca20.com