Viernes 12.07.2024
Actualizado hace 10min.
TEMAS

    En Buenos Aires, Cornejo destacó la importancia de reforzar la relación fiscal entre Nación y Provincia para fomentar la infraestructura

    Se realizó este martes el encuentro anual de Cámara Argentina de la Construcción (Camarco), y el mandatario mendocino participó en un panel sobre infraestructura y obra pública junto a otros gobernadores argentinos.

    COMPARTÍ ESTA NOTA

     

    El Gobernador, Alfredo Cornejo, participó en una nueva edición de la Convención Anual de la Cámara Argentina de la Construcción (Camarco) que se desarrolló en el predio de La Rural, en Buenos Aires. Bajo el lema Constructores de diálogo, el mandatario mendocino compuso el panel sobre Infraestructura y empleo y el rol de las provincias, junto a los mandatarios provinciales Rogelio Frigerio (Entre Ríos), Martín Llaryora (Córdoba) y Maximiliano Pullaro (Santa Fe).

    El objetivo de la convención fue analizar los desafíos actuales del sector y generar propuestas y soluciones que contribuyan a revitalizar la industria de la construcción en el país, en un momento importante para su desarrollo económico y social.

    Durante la actividad, expertos, dirigentes políticos y empresarios se concentraron en abordar temas críticos y compartir perspectivas sobre el futuro de la industria. Durante la jornada, hubo disertantes y paneles con conversatorios sobre distintas experiencias en el país y América Latina en cuanto al financiamiento de la infraestructura. Es más, participaron también líderes de cámaras de construcción de Chile, Colombia y México, entre otros.

    “Debemos ser muy ingeniosos en qué hace el sector público y qué hace el sector privado”

    Alfredo Cornejo destacó que es esencial para el éxito gubernamental lograr estabilidad macroeconómica a través de una deliberación pública profunda y de calidad, con enfoque en equilibrio fiscal, consolidación de mercados y proyectos de infraestructura sostenibles para impulsar el crecimiento. “Hoy, hay un alto consenso acerca de que debemos tener equilibrio en las cuentas públicas, nacionales y provinciales. Aunque parezca hoy una verdad muy lógica, hemos tenido más de 60 años que no hemos tenido equilibrio en las cuentas públicas, y la política de Estado de la Argentina ha sido que daba lo mismo no tener equilibrio en las cuentas públicas”, puntualizó el Gobernador de Mendoza. 

    “Estamos en un nivel de descapitalización de la infraestructura que es muy grande y que no se va a recuperar de un momento para otro, con recursos escasos, falta de financiamiento e inestabilidad macroeconómica. Estamos para pensarlo mucho mejor de cuando sobraba financiamiento”, sostuvo Cornejo. Y añadió que “tampoco en esa deliberación pública podemos caer en lugares comunes de que el privado tiene que hacer la obra pública, porque no lo va a hacer”.

    El mandatario mendocino sostuvo: “Debemos ser muy ingeniosos en qué hace el sector público, qué hace el sector privado y, dentro del sector público, qué hace cada cual. Creo que el gran desorden es que hemos tenido en las últimas décadas gobiernos nacionales que financiaban obras municipales y no se hacían cargo de financiar la infraestructura de caminos, de ferrocarriles, etcétera. Debemos empezar a limpiar el escritorio de proyectos de ese tipo”.

    En este sentido, Cornejo resaltó que es el Gobierno nacional el que tiene las herramientas y señaló la importancia de brindar el apoyo desde las provincias. “Estamos contribuyendo y mucho en que estas leyes que generan expectativa económica salgan y salgan rápido del Congreso, es un primer paso. Pero también creo que la deliberación pública tiene que ir a pensar qué mecanismos de financiamiento y cómo financiamos la infraestructura y qué tipo de infraestructura. El Gobierno nacional no puede no estar presente en esa conversación”.

    Sobre la obra pública en Mendoza, Cornejo señaló que “en los temas viales estamos dispuestos a transferir competencias. Somos bastante dependientes de rutas nacionales, la 7, la 40, la 143, la 188, pero claro, y también estamos abiertos a financiamientos privados en ese sentido”. Y añadió el caso del Paso Los Libertadores en la frontera con Chile: “Está impactado por 1.200 camiones diarios que pasan por ese lugar. Debemos integrarlo al resto de las rutas que tiene la provincia, nacionales y provinciales”.

    El Gobernador también subrayó que “si la deliberación pública es buena, como estamos en este momento, donde se están conversando los problemas y nos atrevemos a una deliberación de calidad, creo que vamos a encontrar la forma de financiarlo y comenzar estabilidad, mediante la macroeconomía, a buscar proyectos que realmente le agreguen valor a nuestras economías”. 

    Así, Cornejo remarcó que “el interior tiene mucho para aportar en esa conversación de infraestructura para el crecimiento. Y creemos que hay que llegar a acuerdos y a pactos con el Gobierno nacional para que eso se haga realidad”. 

    Antes de finalizar su participación, Cornejo sostuvo que “Mendoza ha constituido un fondo de 1.023 millones de dólares derivados de un juicio por el resarcimiento a la promoción industrial de las provincias vecinas. Queremos priorizar proyectos que tengan que ver con lo que ya hacemos, energía, en infraestructura de energía, tanto de generación como de transporte, de agua, que es escasa en la zona árida, no solo de vehiculización, sino de optimización para la agricultura y para la agroindustria que ya hacemos, y por qué no también de caminos, de trenes de corta y larga distancia, donde apalancamos infraestructura de ese tipo. Son fondos propios de Mendoza”.

    “Necesitamos inversión pública y privada con riesgo para el privado, pero inversión al fin. Necesitamos reformas estructurales fiscales de simplificación de impuestos, necesitamos acuerdos de la relación fiscal Nación y Provincia, porque creo que nos merecemos una mejor relación si queremos vivir en democracia y con federalismo”, puntualizó Cornejo.

    “Nuestro país podrá salir adelante solo si podemos producir más”

    El Gobernador de Santa Fe destacó en su participación que en su provincia se prioriza la inversión en obras públicas para generar empleo y crecimiento. “Nosotros estamos convencidos de que nuestro país va a poder salir adelante solo si tiene la posibilidad de producir más, de que nuestro campo, nuestra industria, puedan tener las condiciones de infraestructura necesarias para poder desarrollarse. Y desde ese lugar, poder tener un equilibrio territorial que nos permita a nosotros, cada una de nuestras regiones, en particular a mi provincia, pero también con una mirada muy fuerte de lo que es la región centro, podamos despegar todo nuestro potencial productivo”. 

    “Este momento complejo de la República Argentina, tenemos que estar los gobiernos y los estados trabajando en primer término para poder ser más eficientes, pero también para poder llevar adelante las obras que necesitamos para que nuestras provincias puedan crecer, que se pueda generar empleo, que se pueda generar crecimiento económico. Y la única manera que nosotros entendemos de que eso se pueda hacer es si en esta región del país, que tanto le aporta a nuestro país, podemos tener la infraestructura básica y necesaria para desplegar nuestro potencial”. 

    “Creo que tenemos que trabajar, por un lado, en lo que es la demanda de las provincias para que Nación pueda reactivar la obra pública con una mirada al interior productivo, fundamentalmente, porque eso termina retroalimentando lo que es la economía de la República Argentina, pero cada uno de nosotros tenemos que esforzarnos para poder llevar adelante la ejecución de las mismas”. 

    “El financiamiento es fundamental para llevar adelante las obras de infraestructura”

    Frigerio, en tanto, destacó que la integración en la infraestructura es esencial para el desarrollo, requiriendo financiamiento público y externo. Es crucial para avanzar en obras de infraestructura y resolver los problemas de deterioro y nuevas necesidades del país.

    El mandatario señaló que al hablar de “infraestructura es sinónimo de integración y ambos son sinónimos de desarrollo”. Y añadió que “el financiamiento es fundamental para llevar adelante las obras de infraestructura. Incluso en estos meses turbulentos he escuchado a alguien que pone en duda la necesidad de conseguir financiamiento para hacer obras de infraestructura”. 

    En este sentido, Frigerio sostuvo que “lo que no corresponde es que se hagan con recursos de un solo ejercicio. Al contrario, es casi una obligación conseguir financiamiento de largo plazo para hacer obras de infraestructura que se amortizan también en consecuencia en el largo plazo. Por supuesto que hay obras que pueden ser financiadas por los privados. Lo vemos en otras partes del mundo, pero no son todas. Es más, lamentablemente son las menos. Ojalá podamos avanzar más en este sentido”.

    “Entendemos a la obra pública como un esquema de desarrollo”

    El gobernador Martín Llaryora fue el último en exponer en el panel. Destacó la importancia de la infraestructura y la obra pública para el desarrollo económico y la competitividad de Argentina. “La infraestructura es la madre del progreso y del desarrollo. Entonces, estamos en una etapa donde discutir eso”.

    “Si nosotros no construimos y no desarrollamos rápidamente la infraestructura necesaria que nos mejore la competitividad y que nos permita sacar los recursos naturales que nosotros tenemos, no va a haber plan que sobreviva”, señaló el mandatario cordobés. Y añadió: “Para que un plan económico -naturalmente hay que manejar la macro: resolver el tema de inflación- pueda ser sostenible en el tiempo, necesita un plan productivo. Que sostenga ese plan económico. Para tener un plan productivo que encienda nuevos sectores, se necesita infraestructura”.